Saltar al contenido
El Bordado Online

Bordado Mexicano: Otomí

bordado

El bordado mexicano surgió como expresión cultural de sus comunidades indígenas; y aunque existen diversos tipos de bordados mexicanos, el más conocido es el encantador bordado Tenango.

El bordado Tenango también es conocido como el bordado Otomí, tiene su origen en la región Tenango de Doria por las comunidades otomíes (México). Las mujeres solo elaboraban bordados para vestidos y ocasiones especiales; pero por los años de 1960, una crisis económica las llevó a comercializar sus creaciones

¡Ahora son fuente de inspiración para todos los apasionados por el bordado!

Te contamos que los hombres también se fueron sumando a este quehacer, ya que en sus inicios eran solo las mujeres las que se dedicaban a este oficio.

Esta técnica de bordado es libre en cuanto a combinación de colores, en la creación de dibujos propios y de animales reales o imaginarios.

¿Qué diferencia el bordado mexicano de los demás bordados?

El bordado hindú, peruano y mexicano usan las mismas puntadas, pero se diferencian entre sí, por los diseños que plasman en sus creaciones ¡Los diseños son reflejo de cada cultura!

México cuenta con diversidad de tradiciones y cosmogonías que hacen que su producción textil sea exótica y, cuenta también, con muchísimas comunidades indígenas que mantienen viva la peculiaridad de cada una de sus obras.

Por ejemplo, el bordado Teenek o Huasteco se identifica por el bordado de los cuatro pétalos de la flor huasteca que representa las cuatro estaciones del año o los cuatro puntos cardinales.

¡Claves para reconocer el bordado Otomí!

Presta atención a sus peculiaridades:

– Colores muy vivos: rojos, azules, verdes y amarillos.

– Diseños con forma de gallinas, caballos, conejos, perros, pavos, pájaros, ciervos.

¿Cuál es la técnica de los bordados mexicanos?

Son escasos los libros que enseñan los secretos y tips del bordado mexicano. El motivo es muy sencillo, la técnica ha pasado de generación en generación a través de la tradición oral.

Su técnica es delicada y de mucha dedicación, te mostramos los 3 sencillos pasos del proceso:

1. Confeccionar la base del bordado con algodón.

2. Dibujar a lápiz las siluetas de los motivos que van a bordarse

3. La puntada que utilizan es conocida como “satin stitch”, son largos puntos de hilo que terminan pareciendo satén.

¡A bordar se ha dicho!

¡No te límites con colores y texturas!

¡Esta es la esencia del bordado mexicano!

Conocer el origen, la historia y el simbolismo de cada prenda que bordamos con influencia de otras culturas, enriquece cada pieza, les da un sentido único y especial a nuestros diseños.

Si eres apasionado del bordado como nosotros

¡Seguro te animarás a hacer bordado mexicano!

 

La foto de la cabecera de este articulo fue tomada de la web de la bordadora elisabel (bordadoraush.blogspot.com)